jueves, 2 de agosto de 2007

El Ajax de Sneijder y Huntelaar

Juega esta noche el Atleti ante el Ajax en el torneo de Amsterdam. Al margen de los recuerdos que me trae el equipo holandés y aquella aciaga noche de marzo del 97, quisiera detenerme hoy en dos jugadores que estarán enfrente esta noche y que nos podrían servir como excelentes refuerzos: Sneijder y Huntelaar.

Como ya he denunciado aquí en varias ocasiones y como ya todo el mundo sabe (salvo, parece, nuestros dirigentes y responsables técnicos), hace mucho que no tenemos un buen conductor de juego. Y parece que este año tampoco se fichará. Cierto es que que existe un grupo de este tipo de jugadores que, por unos u otros motivos, son inaccesibles: Kaká, Iniesta, Xavi, Lampard ... pero existe un segundo grupo que, dadas las inversiones que se han realizado este año, entiendo que serían razonablemente asequibles: hombres como Diego, Kim Kallstrom, Van der Vaart, Stilian Petrov o ... Wesley Sneijder. El holandés, pese a no ser un pasador puro, es un hombre que podría perfectamente servir de enganche entre el llamado pivote defensivo y la delantera. Además, aporta disparo desde fuera del área y golpes francos, otras dos facetas en la que tampoco andamos muy sobrados.

En cuanto a Huntelaar, creo que está llamado a convertirse en uno de los grandes delanteros a nivel mundial en pocos años y poco tardará en fichar por un grande de Europa. Si bien para esa posición, en teoría, se ha traído a Forlán, el uruguayo me parece, en ese sentido, un jugador similar a Torres: un jugador cuya mayor virtud es la potencia y el cogerle la espalda a la defensa, saliendo desde zonas mas retrasadas del campo. Un jugador como Huntelaar, un rematador puro, que maneja ambas piernas y va bien por arriba, sería un excelente complemento a Forlán.

Con estos dos hombres y algún que otro retoque en la defensa sí que podríamos hablar de un equipo compensado y que aspire a grande cotas. Mientras tanto, seguiremos cojos ...

1 comentario:

Iván López-Baltasar dijo...

Vicente, acertadísima tu reflexión sobre ambos.