viernes, 16 de julio de 2010

El gesto de Fernando Torres

La historia se repite. España ganó en 2.008 la Eurocopa y Fernando Torres, que se había marchado hacia apenas un año, paseó la bandera y el escudo de su Atleti por las calles de Madrid. Como pasa siempre en estos casos, tuvo muchas alabanzas y muchas críticas; incluso, críticas de buenos atléticos que afirmaban que el escudo debe llevarse cada domingo en la camiseta.Lo respeto, por supuesto, pero no lo comparto.

Fernando Torres se fue harto, hastiado, no (sólo) de no ganar títulos sino de no ver, año tras año, un proyecto serio y sólido para llevar al Atlético al lugar que nunca debió dejar.

Y llega el mundial de 2.010 y España se proclama campeona y Fernando vuelve a lucir la bandera y escudo rojiblancos en la fiesta por las calles de Madrid.

Y yo se que es una utopia pero un hombre que ha tenido esos dos gestos no debería permanecer ni un segundo más fuera del Atlético de Madrid. Mierda de directiva. (Perdoneneseme la expresión, pero es lo que siento).